• Diciembre 15, 2019 02:30 AM
logo

Muchacho en viaje de estudios a la cárcel encuentra a su padre entre los prisioneros

Septiembre 05, 2018 11:00 AM
Blog single photo

El padre que se echó a llorar por avergonzar a su hijo


Un viaje de estudios a una prisión tailandesa se convirtió en una reunión desgarrador para un adolescente cuando reconoció a uno de los internos - su padre, que se echó a llorar por avergonzar a su hijo.

El emotivo momento se reveló ayer en una conmovedora publicación de Facebook, los hechos ocurrieron en una prisión no identificada de la provincia de Rayong.

Arom Khunmoung, líder del equipo de Jam Banjeud Rayong, una organización que organiza viajes educativos y recreativos para escuelas y empresas, dijo que vio a uno de los chicos de pie y mirando a un prisionero tristemente durante la gira, que se realizó para enseñar valores morales.

Luego notó que las lágrimas corrían por la cara del alumno, y "lo extraño para mí fue que el prisionero también estaba mirando y llorando".

"Así que fui a preguntarle al chico qué había sucedido".

El alumno respondió: 'Maestro, ese es mi padre. Estoy muy conmocionado [de verlo] '.

Arom, que describe la prisión como ‘deprimente’, dijo en Facebook que cuando el niño pidió hablar con su padre, inicialmente pensó: ‘No estoy seguro de si esto es una buena idea’

Sin embargo, le preguntó al alcaide si permitiría a los miembros de la familia acercarse el uno al otro, indica Daily Mail.

Cuando los que estaban cerca comenzaron a llorar ante la escena conmovedora, la pareja se dio un abrazo.

Arom agregó: "El padre siguió besando al niño mientras murmuraba" Lo siento mucho, te extraño. Cuando salga de este lugar voy a ser una buena persona. Por favor, sé un buen chico, hijo ".

El padre le preguntó a su hijo: "¿Estás avergonzado de mí? ¿Estás avergonzado de que tus amigos vean que estoy en prisión?

Su hijo respondió: 'No, no estoy avergonzado'.

Luego, para mostrar respeto con un gesto tailandés tradicional, el niño se arrodilló en el suelo para doblegarse a los pies de su padre.

Arom describió al niño como "lleno de gratitud" por poder ver a su padre, cuyo crimen y sentencia no fueron revelados en el mensaje.

Añadió que tales viajes a la prisión eran un importante "estilo de enseñanza para las personas que aún tienen muchas libertades".
 

Publicado por: DAILY MAIL

Top